El Papa y los jóvenes en el camino vocacional

(RV).- Francisco I ha celebrado una eucaristía con los seminaristas, novicio/as y jóvenes que se encuentran en el camino vocacional, procedentes de todo el mundo y para participar en la conclusión de su Jornada en el ámbito de las iniciativas del Año de la fe.

Texto completo de la homilía del Santo Padre.

Queridos hermanos y hermanas :

Ya ayer tuve la alegría de encontrarme con ustedes, y hoy nuestra fiesta es todavía mayor porque nos reunimos de nuevo para celebrar la Eucaristía, en el día del Señor. Ustedes son seminaristas, novicios y novicias, jóvenes en el camino vocacional, provenientes de todas las partes del mundo : ¡representan a la juventud de la Iglesia! Si la Iglesia es la Esposa de Cristo, en cierto sentido ustedes constituyen el momento del noviazgo, la primavera de la vocación, la estación del descubrimiento, de la prueba, de la formación. Y es una etapa en la que se ponen las bases para el futuro. ¡Gracias por haber venido!

Hoy la palabra de Dios nos habla de la misión. ¿De dónde nace? La respuesta es sencilla : de una llamada que nos hace el Señor, y quien es llamado por Él lo es para ser enviado. ¿Cuál debe ser el estilo? ¿Cuáles son los puntos de referencia de la misión cristiana? Las lecturas que hemos escuchado nos sugieren tres : la alegría de la consolación, la cruz y oración.

1. El primer elemento : la alegría de la consolación. El profeta Isaías se dirige a un pueblo que ha atravesado el periodo oscuro del exilio, ha sufrido una prueba muy dura; pero ahora, para Jerusalén, ha llegado el tiempo de la consolación; la tristeza y el miedo deben dejar paso a la alegría : “Festejad, gozad, alegraos”, dice el Profeta (66,10). Es una gran invitación. ¿Por qué? ¿Cuál es el motivo de esta invitación a la alegría? Porque el Señor hará derivar hacia la santa Ciudad y sus habitantes un “torrente” lleno de consuelo : “Llevarán en brazos a sus criaturas”; así hará el Señor con nosotros. “Como a un niño a quien su madre consuela, así los consolaré yo” (v. 12-13). Todo cristiano, sobre todo nosotros, estamos llamados a ser portadores de este mensaje de esperanza que da serenidad y alegría. Pero sólo podremos ser portadores si nosotros experimentamos antes la alegría de ser consolados por Él. ¡Esto es importante para que nuestra misión sea fecunda : sentir la consolación de Dios y transmitirla! Yo he encontrado algunas veces a personas consagradas que se atormentan. Pero no tengan miedo. El Señor es nuestro Padre. La invitación de Isaías ha de resonar en nuestro corazón: “Consolad a mi pueblo” (40,1), y convertiros en misión. Encontrad al Señor e ir a consolar al pueblo de Dios. Ésta es la misión. La gente de hoy tiene necesidad ciertamente de palabras, pero sobre todo de que demos testimonio de la misericordia, que despierta la esperanza.

2. El segundo punto de referencia de la misión es la cruz de Cristo. San Pablo, escribiendo a los Gálatas, dice: “Dios me libre de gloriarme si no es en la cruz de nuestro Señor Jesucristo” (6,14). Y habla de las “marcas”, es decir, de las llagas de Jesús Crucificado, como el cuño, la señal distintiva de su existencia de Apóstol del Evangelio. En su ministerio, Pablo ha experimentado el sufrimiento, la debilidad y derrota, pero también la alegría y consolación. He aquí el misterio pascual : muerte y resurrección; porque en la hora de la oscuridad y prueba está ya presente y activa el alba de la luz y salvación. El misterio pascual es el corazón palpitante de la misión de la Iglesia. Y si permanecemos dentro de este misterio, estamos a salvo tanto de una visión mundana y triunfalista de la misión, como del desánimo que puede nacer ante las pruebas y los fracasos. La fecundidad pastoral del anuncio del Evangelio no procede ni del éxito ni del fracaso según los criterios de valoración humana, sino de conformarse con la lógica de la Cruz que garantiza la fecundidad de nuestra misión, acto supremo de misericordia, por el que renacemos como “criatura nueva” (Ga 6,15).

3. Finalmente, el tercer elemento : la oración. En el Evangelio hemos escuchado: “Rogad, pues, al dueño que mande obreros a su mies” (Lc 10,2), que no son elegidos mediante campañas publicitarias o llamadas al servicio de la generosidad, sino que son “elegidos” y “mandados” por el Señor. Es Él quien elige, manda, envía, y da la misión. Por eso es importante orar. La Iglesia, nos ha repetido Benedicto XVI, no es nuestra, sino de Dios; y cuántas veces nosotros los consagrados pensamos que es nuestra. Pero no, es de Dios, el campo a cultivar es suyo. Así pues, la misión es sobre todo gracia. Y si el apóstol es fruto de la oración, encontrará en ella la luz y fuerza para su acción. En efecto, nuestra misión pierde su fecundidad, e incluso se apaga, en el mismo momento en que se interrumpe la conexión con la fuente, que es el Señor.

Uno de sus formadores, me decía el otro día, évangéliser on fait en genou, la evangelización se hace de rodillas. Escuchen bien, sean siempre hombres y mujeres de oración. Sin la relación constante con Dios la misión se convierte en función. El riesgo de confiar demasiado en las estructuras, está siempre al acecho. Si miramos a Jesús, vemos que la víspera de cada decisión y acontecimiento importante, se recogía a orar de manera intensa y prolongada. Cultivemos la dimensión contemplativa, incluso en la vorágine de los compromisos más urgentes y acuciantes. Cuanto más les llame la misión a ir a las periferias existenciales, más unido ha de estar su corazón a Cristo. Aquí reside el secreto de la fecundidad pastoral de un discípulo del Señor.

Jesucristo manda a los suyos sin talega, alforja y sandalias (Lc 10,4). La difusión del Evangelio no está asegurada ni por el número de personas, el prestigio de la institución, la cantidad de recursos disponibles. Lo que cuenta es estar imbuidos de Cristo, dejarse conducir por el Espíritu Santo, e injertar la propia vida en el árbol de la vida, que es la Cruz del Señor.

Con gran confianza les pongo bajo la intercesión de María Santísima. Ella es la Madre que nos ayuda a tomar las decisiones definitivas. Que los ayude a dar testimonio de la alegría de la consolación de Dios, sin tener miedo a la lógica de la Cruz, a crecer en una unión cada vez más intensa con el Señor en la oración.

(María Fernanda Bernasconi – RV)

Continuación …



Notas de prensa 2013-15
 
El servicio de información católica para hispanoamérica bajo licencia Creative Commons y en calidad de Media Partner con autorización de Aleteia Italia SRL (Vía del Mascherino, 46 – Roma) publica sus noticias de varios medios de comunicación de la Santa Sede.

Mensaje pontificio a los obispos de Corea
Ciudad del Vaticano, 12 de marzo 2015 (VIS).- El Papa recibió esta mañana a los obispos de la Conferencia Episcopal de Corea al final de su visita “ad limina”. En el discurso entregado a los prelados, …

El Obispo de Roma recibe a la Coldiretti
(RV).- Al recibir a la Confederación Nacional de Cultivadores Directos el Papa les propuso custodiar la tierra, haciendo una alianza con ella, a fin de que siga siendo fuente de vida. Al dar su bienve …

La festividad de la Sagrada Familia de Nazareth
(RV).- El Santo Padre saludó a miles de fieles, miembros de la asociación fundada hace 10 años, que reúne a las familias numerosas en Italia, acompañados por delegaciones de otros países de Europa, qu …

El Papa recibe al Presidente de Senegal
Ciudad del Vaticano, 18 noviembre 2014 (VIS).- El Santo Padre recibió hoy en audiencia al Presidente de la República de Senegal, Macky Sall, que posteriormente se reunió con el cardenal Pietro Parolin …

Homilía del Santo Padre en Caserta
(RV).- El Papa salió del Vaticano en helicóptero en torno a las 15 h. hacia el helipuerto del Palacio Real de Caserta, cerca de Nápoles, donde fue recibido por monseñor Giovanni D’Alise, obispo de la …

Jornada Internacional de la tercera edad
Ciudad del Vaticano, 4 julio 2014 (VIS).- Francisco I encontrará a los ancianos el próximo 28 de septiembre en la Plaza de San Pedro durante la primera jornada internacional dedicada a la tercera edad …

La festividad de la Santísima Trinidad
(RV).- La Plaza de San Pedro volvió a acoger este domingo a miles de personas venidas de Italia y todo el mundo para el rezo del Ángelus. Francisco I se asomó a la ventana del apartamento pontificio y …

FORMULARIO DE CONTACTO

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje

Confirmar (requerido)


Otros titulares 2006-13
 
Una breve selección y recopilación de los acontecimientos más importantes que periódicamente se suceden en relación con la Ciudad del Vaticano, el Santo Padre u otros estamentos de la Iglesia en la sociedad.

19 noviembre 2012, 16:25
El Pueblo Judío y sus Escrituras Sagradas en la Biblia Cristiana Documento de la Comisión Pontificia Bíblica, transformada por el Papa Pablo VI en 1971 en órgano consultivo de expertos, cuando estuvo …

28 octubre 2012, 21:25
Historia de la prodigiosa imagen de la Santísima Virgen del Milagro. Asociación Guardia de Honor de la Virgen del Rosario del Milagro. Basílica de Santo Domingo. Av. Velez Sarsfield 30. Arquidiócesis …

9 junio 2012, 15:15
Las declaraciones de Monseñor José Angel Saiz Meneses solamente benefician a los católicos por el derecho a decidir Sobre la falta de sinceridad del Obispo de Terrassa, y el “dinero de sangre” de los …

7 junio 2009, 14:40
Centro Televisivo Vaticano CTV núm. 194  El Papa pide a los embajadores más solidaridad  La crisis económica aumenta la brecha entre ricos y pobres, golpea a los más débiles y perjudica el desarrollo …

16 abril 2009, 12:21
Friday Fax – Catholic Family & Human Rights Institute | c-fam.org  10 de Abr. 2009  Presentación. Victoria pro-vida en la ONU moderada por tendencias problemáticas. Se aprueba una controversial di …

20 marzo 2009, 18:09
TV News Agency núm. 42 | romereports.com  El Papa recibe a representantes del gran rabinato de Israel  Benedicto XVI confirmó que sigue vigente la declaración Nostra Aetate del Concilio Vaticano II qu …

29 enero 2009, 6:34
Centro Televisivo Vaticano CTV núm. 9  El Papa invita al compromiso en el ecumenismo  Es necesario trabajar activamente por la unidad de los cristianos y continuar la llamada de san Pablo a la unión e …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *